Arín Dodóexperimental 

Elucubraciones de un disidente sonoro XXI

“Blefaritis aguda del Cíclope Andrés, partes I y II” (Parte I: Adaptador Records; Parte II: Marbre Negre)

La blefaritis es una enfermedad en los ojos que consiste en la inflamación de los párpados. Un cíclope tiene un solo ojo. Si un cíclope sufre de blefaritis ¿qué pasa? conclusión: que no ve un carajo. Esa imagen es la que se me viene a la cabeza cada vez que pienso en alguien ajeno al mundo de la improvisación libre y escucha esta música; se encuentran bastante perdidos y un poco “ciegos” ante lo que está pasando. Por eso me dio por poner este título a este trabajo, recopilación de las grabaciones que hice/hicimos en el colectivo Arín Dodó durante los años 2010 y 2012. Hay una instrumentación muy variada, didgeridoo, piano, cello, objetos amplificados, vientos… hasta una tabla india y algo de electrónica. También hay perros… varios perros y un coro de iglesia al completo. Eso sí, esto último con un sonido procesado y con una edición que convirtió al coro cantando canciones de liturgia en una especie de grupo psicodélico venido directamente del averno. Me  acuerdo que grabé al coro cantando unos 70 minutos con su repertorio eclesiástico y lo condensé en dos piezas de unos 5 minutos cada una, creando una atmósfera infernal bastante interesante y curiosa. En el conjunto total predomina la improvisación; aunque también tiene un fuerte componente compositivo, reflejado en la estructura y en la forma de esas piezas musicales.

Hace no mucho me dio por recolectar ese conjunto de grabaciones, seleccioné las que me parecieron más presentables y se las ofrecí a un par de netlabels dedicadas a difundir la música experimental. Una de esas netlabels es Adaptador Records, de Argentina, y la otra más cercana, de Barcelona, Marbre Negre. Desde aquí les quiero agradecer su colaboración para que esos temas hayan salido del cajón y hayan sido escuchados en algún sitio, así la obra permanece viva, aunque la escuchen cuatro gatos… eso ya da ánimo suficiente para seguir en la brecha.

Hay un montón de música. Estaría bien que se relajasen, que se pusieran los auriculares y que intenten abrir los ojos y los oídos, para que la blefaritis no les afecte.

Atentamente,

J.G. Entonado & Arín Dodó

A %d blogueros les gusta esto: